617 42 44 02 - molerosomoza@gmail.com

Blog

Consejos y trucos para preparar una buena barbacoa

consejos y trucos barbacoa
Grastonomía, Noticias

Consejos y trucos para preparar una buena barbacoa

Sabemos que una de las actividades preferidas por nuestros inquilinos independientemente de la época del año en la que nos encontremos es comer carne y otros alimentos a la brasa. Hoy, os contamos nuestros mejores consejos y trucos para preparar una buena barbacoa.

Consejos y trucos para hacer la barbacoa perfecta 

Cualquier buen plan, conlleva una buena gestión. Aunque a priori preparar una barbacoa puede parece una tarea sencilla, son muchos los pasos que debemos seguir para que todo salga bien.

Planificación para la barbacoa

Lo primero que debes tener en cuenta es que, con una buena organización y planificación, tu barbacoa saldrá mejor. No basta con comprar carne y leña. Es importante una labor previa antes de que familiares y amigos comiencen a hincar el diente.

Número de personas y cantidad de comida

Conocer el número de personas para las que se va a preparar la barbacoa, aunque sea de forma aproximada es importante para realizar la compra adecuada y no excedernos o quedarnos cortos.

Dependiendo del tipo de comida, nuestra recomendación es que, calcules una media de unos 350-400 gramos de carne por persona. En cuanto al tipo de carne, te puedes decantar por entrantes tipo chorizo, panceta, alitas de pollo y las carnes principales que se vayan a asar, distribuyendo a partes iguales dicha cantidad.

Por ejemplo, para 10 personas, serán necesarios entre 3 kilos y medio y 4 kilos de carne, es decir, aproximadamente 2 kg de chorizos, morcillas, panceta, etc y 2 kilos de carne magra tipo lomo de buey, hamburguesas y nuestra especialidad los chuletones de Ávila.

Elección de leña para una barbacoa

Podríamos decir que puedes realizar una barbacoa con carbón o leña, pero sin duda alguna, esta última le da un toque mucho más sabroso a la carne.

La mejor leña para barbacoa es la que no está verde ni recién cortada ya que además de no quemar bien nos va a hacer mucho humo. Leña debe estar seca y troceada por un tiempo mínimo de 1 año antes de su uso.

Los mejores tipos de leña para cocinar según nuestro criterio son:

Leña de encina

Es la más utilizada en las barbacoas, posee un poder calorífico entre los 4650 Kcal. La encina produce la bellota como fruto y la sabia que circula por su madera, ofrece aromas espectaculares a los asados durante su combustión, se preparan especialmente cordero y cochinillo.

Leña de roble

Posee características similares a la leña de encina, brinda aromas y sabores especiales a las carnes con un poder calorífico de 4610 Kcal. La madera tiene que estar dos años a la intemperie para que se lave con la lluvia y pierda los taninos, tras los dos años se deberá proteger bajo algún tipo de abrigo. El roble es la selección perfecta en barriles de roble para la producción de grandes vinos gracias al tanino entre otras propiedades.

Leña de olivo

Con un poder calorífico entre los 4.678Kcal., la rama de olivo simboliza la paz y en barbacoas brinda aromas especiales a las comidas, su fruto es la aceituna u olivo, la cual posee cientos de beneficios a la salud.

NO DEBES DE PREOCUPARTE POR LA COMPRA DE LA LEÑA, TAN SOLO TIENES QUE PREGUNTAR Y NOSOTROS TE LA SERVIREMOS Y TE LA LLEVAREMOS A LA CASA RURAL DONDE ESTÉIS ALOJADOS.

Preparación de la carne

Estamos seguros que con una buena leña y nuestra instalación de ventiladores en nuestras barbacoas, podrás mantener unas buenas brasas.

La cocina necesita paciencia y amor así que debes cocinar los alimentos durante el tiempo y el orden adecuado para que cada cosa quede como es debido. Además, hay que seguir un par de normas básicas:

  1. Para que la carne quede jugosa es importante no marearla: no se debe dar la vuelta a las piezas hasta que no estén cocinadas, por un lado.
  2. La sal debe añadirse después de cocinar, ya que si se echa antes liberará jugos de la carne y ésta quedará más seca.

Cada tipo de carne tiene su truco, pero además debe cocinarse en el orden adecuado. Primero se deben cocinar las piezas más pequeñas y grasas, que van a servirse de entrante, como chorizos, morcilla, pinchos morunos, panceta, etc, ya que necesitan un mayor tiempo de cocción. A la vez que hacemos esto podemos aprovechar para asar las verduras, que tardan menos en hacerse, para que estén listas cuando se saque el plato principal. El pollo también tarda en hacerse, por lo que debe ser el siguiente en la lista. La ternera o el cordero deben dejarse para el final, pues se cocinan mucho más rápido. La carne debe estar siempre a temperatura ambiente, nunca se debe cocinar nada más salir de la nevera.

Ahora que ya conoces los consejos y trucos para preparar una buena barbacoa tan solo nos queda decirte: ¡BUEN PROVECHO!

Abrir chat
1
Hola, ¿en qué podemos ayudarte?
Hola! ¿En qué podemos ayudarte?